Peso argentino ($) – ARS
  • United States dollar ($) – USD
  • Peso argentino ($) – ARS
  • Euro (€) – EUR
Inicio » Blog » Calistenia » Estiramientos

El movimiento es una parte fundamental de la experiencia humana. Desde el simple acto de caminar hasta las acrobacias más impresionantes de calistenia, disciplina basada en movimientos, técnicas y ejercicios que ponen bajo mucha tensión nuestros músculos. Para asegurarnos de que nuestros músculos funcionen en su máxima capacidad y prevengan lesiones, es esencial entender las elongaciones musculares. En este artículo, exploraremos todo lo que necesitas saber sobre este tema.

Movimiento del Cuerpo Humano

Nuestro cuerpo está diseñado para moverse. La capacidad de mover las diferentes partes del cuerpo es crucial para realizar actividades diarias, deportes o simplemente disfrutar de la vida. Los músculos son los motores detrás de estos movimientos, y su capacidad para elongarse y contraerse es lo que permite que nuestro cuerpo se mueva de manera efectiva. El movimiento es la contracción de un músculo (agonista) y la elongación del músculo opuesto (antagonista).

Foto de Chander R en Unsplash

Articulación: ¿Qué es y por qué está formada?

Las articulaciones son puntos de unión entre dos o más huesos. Están formadas por diferentes componentes, incluyendo cartílago, ligamentos, membrana sinovial, músculo y tendones, que permiten el movimiento y la estabilidad. Las articulaciones son vitales para la movilidad y actúan como bisagras o puntos de pivote en el cuerpo.

¿Cómo esta compuesto el músculo?

Los malos estiramientos generan micro roturas fibrilares a nivel del sarcómero, estos últimos componen las unidades mas pequeñas de la fibra muscular. El sarcómero se encuentra en el musculo (en las miofibrillas), estos permiten que el musculo se contraiga o se estire; esta formado por dos tipos de proteínas y estas componen sus filamentos delgados y gruesos, actina filamento delgado y miosina filamento grueso.

Tipos de Contracción

Los músculos se contraen de tres maneras principales: contracción concéntrica, contracción excéntrica y contracción isométrica.

  • La contracción concéntrica ocurre cuando un músculo se acorta mientras se contrae, como cuando levantas un objeto.
  • La contracción excéntrica ocurre cuando un músculo se alarga mientras se contrae, como cuando bajas un objeto con control.
  • La contracción isométrica ocurre cuando el músculo se contrae pero no hay movimiento. Se utiliza para ganar mas resistencia y fuerza en el músculo.

Flexibilidad: Activa y Pasiva, Rigidez y Laxitud

La flexibilidad es la capacidad de un músculo para elongarse. Existen dos tipos de flexibilidad: activa y pasiva.

  • La flexibilidad activa se refiere a la capacidad de elongar un músculo usando la fuerza de otros músculos.
  • Mientras que la flexibilidad pasiva se logra con la ayuda de una fuerza externa, como un compañero o un estiramiento asistido.

La rigidez y la laxitud se refieren al grado de tensión o soltura de una articulación. La rigidez se entiende por la falta de flexibilidad y la laxitud por el exceso de la misma. Tener un equilibrio adecuado es fundamental para prevenir lesiones y mantener una movilidad óptima.

Reflejo de Estiramiento

El reflejo de estiramiento es una respuesta automática del cuerpo a un estiramiento rápido o inesperado (cuando está en peligro). Este reflejo ayuda a proteger los músculos y las articulaciones al evitar que se elonguen en exceso (desgarro o rotura). Entender este reflejo es esencial al realizar ejercicios de estiramiento.

Tipos de Estiramientos: Correctos, Nocivos y Contradictorios

Los estiramientos son una parte esencial de cualquier rutina de ejercicio. Los estiramientos correctos ayudan a mejorar la flexibilidad y previenen lesiones.

Los estiramientos nocivos son aquellos que pueden causar más daño que bien si se hacen incorrectamente.

Los estiramientos contradictorios son aquellos que no se alinean con tus objetivos de ejercicio y podrían limitar tu rendimiento.

¿Cuánto tiempo debo realizar un estiramiento para notar cambios?

  • Para que se produzcan cambios en el tejido y fibras musculares, debemos estirar entre 30 segundos y 2 minutos cada estiramiento.
  • Para aumentar el nivel de estiramientos, realizarlos de 3 a 4 veces por semana. Para mantenerlos basta con 1 a 2 días por semana.

En resumen, las elongaciones musculares son un componente crucial de una vida saludable y activa. Comprender cómo funcionan los músculos, las articulaciones y los diferentes tipos de estiramiento te ayudará a maximizar tu rendimiento, prevenir lesiones y disfrutar de una mayor calidad de vida. ¡Así que no subestimes el poder de los buenos estiramientos!

Gracias por leer si llegaste hasta acá te invito a que te unas a mi lista de correo electrónico para que recibas los últimos post, nos ayudarías muchísimo 🙏🏽

Procesando…
Success! You're on the list.

Comentarios

Dejá una respuesta

×

 

Hola!

Ponte en contacto conmigo por WhatsApp.

×